Parque Nacional y Reserva Yasuní

El Parque Nacional Yasuní (PNY) fue creado en 1979. Esta área protegida se traslapa con la Reserva Étnica Waorani (REW), la cual fue creada en 1990, tras el reconocimiento y adjudicación de una extensión de 679 220 ha a la nacionalidad Waorani.

En 1999, una porción de aproximadamente 700 000 ha fue declarada por el Estado ecuatoriano como “Zona Intangible” (ZI) con el fin de proteger a los pueblos indígenas no contactados. Esta Zona comparte el espacio regional con la REW,  el PNY y el Territorio Étnico Kichwa del Curaray.

Está localizado en el centro oriente de la RAE, entre las provincias de Pastaza y Orellana, extendiéndose desde la zona sur del Río Napo hasta la zona norte del Río Curaray. Con algo más de un millón de hectáreas, ubicadas entre los 190-400 msnm, es el área protegida más extensa del Ecuador continental.

Una extensión de 2 366 182 ha que incluyen al PNY, la REW y la ZI, fue incorporada a la Red Mundial de Reservas de la Biósfera en 1989.

Esta categoría de protección internacional, establecida por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO, por sus siglas en inglés), fue asignada con el propósito de promover y demostrar una relación equilibrada entre los seres humanos y la biosfera, buscando un balance adecuado entre el desarrollo, la conservación de los recursos naturales y los valores culturales locales. Para ello se insta a cumplir con tres funciones fundamentales: (a) conservación; (b) desarrollo económico y humano sostenible; y (c) apoyo para proyectos de demostración, educación, capacitación, investigación y observación.

Características biofísicas
El PNY forma parte de la zona de vida del Bosque Húmedo Tropical.  En esta área se protege una gran variedad de ecosistemas, desde ríos, esteros y complejos sistemas lacustres, hasta formaciones vegetales que incluyen diferentes bosques siempreverdes de tierras bajas inundables por aguas blancas y negras (varzea e igapó), inundables de palmas (moretales) y bosques increíblemente diversos de tierra firme3.

Con más de 100 mil especies de insectos por hectárea, 270 de peces, 139 de anfibios, 121 de reptiles, 610 de aves, 204 de mamíferos y 2 274 de plantas vasculares, el PNY es reconocido como una de las zonas más megadiversas del planeta, considerándose que forma parte de uno de los Refugios de biodiversidad del Pleistoceno (Napo-Ucayali) firme